25 jul. 2016

Márgenes





No son un problema racional
las diatribas del alma.
Aparecen y se resuelven,
o nos condenan.


Quien debía seguir así
la línea recta,
siguió, pese al obstáculo,
la línea recta.

Quien debía perderse para siempre,
así lo hizo.



No hay comentarios: