11 ago. 2015

La calma

No contará la belleza física para la mujer que siempre ha sido hermosa, ni el dinero para el hombre largamente acaudalado. Los héroes consideran aún más importante ser uno más en el coro, que destacar a todas horas ante los vencidos.

El verdadero valor de las cosas reside en la importancia que pierden al poseerlas, no en su ostentación, ni en su imposible disfrute perenne.

No hay comentarios: