6 jul. 2011

Dignidad

Y no renunciar nunca por amor a lo único que el amor mismo precisa para darse...


No hay comentarios: